Géneros de fantasía y por qué no me gustan – 1: Géneros no considerados fantásticos

snow_queen_in_new_york_2480La fantasía tiene muchos géneros, algunos tan oscuros que son indistinguibles de la moral de algunos villanos tradicionales. El otro día, hablando con Ana Gonzalez Duque sobre con qué género me identifico más, me puse a mirar y me di cuenta de que hay muchísimos subgéneros de la fantasía, algunos de los que probablemente no hayas oído hablar.

Y la verdad es que todavía no soy capaz de identificarme con ninguno de ellos. A ver si este artículo te ayuda a descubrir algún subgénero favorito nuevo, y me ilumina un poco en mi camino.

Y qué mejor faro que TvTropes. De algo tenían que servir las horas invertidas en esa página infernal.

Géneros de fantasía y por qué no me gustan – 1: No considerados fantásticos

En esta primera entrega veremos géneros que a mi entender son fantásticos pero que no suelen considerarse como tales.

Desmitificación

La desmitificación es lo que surge cuando coges un mito o leyenda, le quitas todos los elementos fantásticos (o casi todos), y lo vendes como la historia que originó el mito. Sí, vale, no es fantasía per se, pero puede serlo. Un gran ejemplo sería la serie Vikingos, inspirada en sagas nórdicas y que tienen elementos que quizás sean magia, quizás no. Otro ejemplo de esto sería una oscurilla (en el sentido de difícil de encontrar) historia de Terry Pratchett, llamada Once and Future, en la que Merlín no es un mago… ¡Es un viajero del tiempo! Y no se puede sacar a Excalibur de la roca porque hay un poderoso electro-imán…

vikings_season2_episode1_gallery_8
Un poco de Ragnar p’al body nunca viene mal

La pega de la desmitificación más bruta es que te quitas la fantasía de encima. Y eso no me gusta. Por otra parte, incluso cuando la mantienes, ¿qué atractivo tiene una historia mítica a la que le quitas los elementos que molan? Si lo haces bien, lo suples con buena construcción de personaje, pero muchas veces eso se olvida.

Fantasía mundana

La fantasía mundana surge cuando mezclas en nuestro mundo real elementos fantásticos y nadie parece sorprendido por ellos. Esos elementos son totalmente naturales dentro del mundo a pesar de no tener ninguna consistencia.

Un gran ejemplo serían los teleñecos. A nadie le sorprende que sean marionetas autónomas. Como mucho, les sorprende que esas marionetas puedan cantar de manera tan fabulosa. Otro ejemplo que probablemente solo conoceréis vagamente de Los simpsons es El viento en los sauces, en la que Toad es el único animal parlante de la obra y ninguno de los personajes parece sorprenderse por encontrar un sapo bípedo con gafas de aviador.

rbagx
No podía NO poner este gif

Vale, tengo que confesar que este subgénero no está tan mal. Tiene muchas posibilidades, pero se mezcla con facilidad dentro del Realismo mágico en el momento en que nos metemos en un pasado reconocible. Pero no me gusta por una razón: Mete la fantasía por que sí. Quizás la existencia de esa fantasía solo es un atractivo añadido, pero nunca es explicada.

Realismo mágico

Oh, realismo mágico, el género sobrevalorado y que “no es fantasía” para los literatos repelentes con su copa de vino ultracara, que no quieren que su alta literatura se vea ensuciada por asociarla a una literatura “de género”, que es “escapista e infantil”.

Vale, en verdad hay una diferencia bien gorda entre el realismo mágico y la fantasía más tradicional: El realismo mágico es realista a pesar de sus elementos fantásticos, y los trata como algo que sencillamente sucede, como si fuese un sueño. TvTropes hace una clara distinción: Si en la novela hay un vampiro policía y todo el rato se está haciendo alusión a que es un vampiro, es literatura de género. Si unos niños se acercan a él y de lo que se sorprenden es de lo mucho que brilla su placa de policía, y bebe sangre de manera casual en los descansos, es realismo mágico.

Para mí, la gran pega del realismo mágico es que tiene que estar ambientada en nuestra historia, y que impide tratar los elementos fantásticos de manera fantástica. Las cosas se aceptan, y punto, no pueden ser una parte vital. Son un medio para transmitir un mensaje, que suele estar centrado en cosas reales pero no mágicas. Las cosas no se cuestionan y no suelen tener consistencia.

gabo734

El Gran ejemplo es Mil años de soledad, de Gabriel García Márquez, y pondré Crónica del pájaro que da cuerda al mundo, de Murakami. Aparte del desprecio a la literatura de género que a veces se hace desde el realismo mágico, no me gustan algunas de sus reglas ni sus enfoques. Sobre todo el de incluir la magia en el mundo real. Prefiero introducir realidad en el mundo mágico.

Wuxia

Oh, el Wuxia. Es un género origen chino, que sería algo así como una obra de acción, artes marciales y caballería oriental. Son historias de grandes héroes enfrentándose al mal, ya sea en forma de un individuo o de un gobierno corrupto.

No tengo mucho que decir del Wuxia, la verdad. Dragon Ball es un gran ejemplo de Wuxia, aunque la obra más tradicional sería Viaje hacia el oeste, una de las primeras novelas modernas del mundo (y en la que DB se inspira).

journey-to-the-west-pic
Journey to the West está a la altura de El Quijote, o eso dicen. Pero en español es muy caro de conseguir…

Del Wuxia no me gusta el maniqueísmo del que hace gala. El bien contra el mal. Blanco y negro, y los buenos siempre ganan. Demasiado simplista e idealista para mí. Aparte, las artes marciales no se me dan demasiado bien, y son algo difícil de narrar (lo sé por experiencia). Además, el Wuxia suele ser demasiado melodramático para mi gusto.

Aunque de vez en cuando me gusta alguna que otra peli de Wuxia. Algunos opinan que Star Wars y Matrix son Wuxia en una ambientación distinta a la tradicional china. Pero si tuviese que decidir una, sería la película Hiro.

Xenoficción

Una historia contada desde una perspectiva no humana, ya sea animal, alien… Como la película Bambi. Una un poco más acertada sería Los guardianes de Ga’Hoole, en el que vemos una típica historia del viaje del héroe, solo que el héroe es una lechuza, en una sociedad fantástica de lechuzas. La peli está curiosa.

barran
Hedwig se hartó de llevar el correo.

Mi problema con la xenoficción es que ni siquiera la veo como un género. Quiero decir, que sea xenoficción es un aliciente, no un género en sí mismo. ¿Cuáles son sus características definitorias? Que está contada desde una perspectiva no humana, y poco más. Ok.

Es curioso, porque como Ana puede declarar, he escrito algo que podría clasificar como xenoficción. Pero no lo haré. Porque no lo considero un género.

 

¡Más en la segunda parte, en la que tocan los auténticos precursores de la fantasía, como la gótica o el romanticismo! ¡No te olvides de compartir y comentar qué te parecen estos géneros tan extraños!

Anuncios

16 thoughts on “Géneros de fantasía y por qué no me gustan – 1: Géneros no considerados fantásticos

  1. Selenita 26 mayo, 2016 / 5:53 pm

    Una cosa en la que no estoy de acuerdo, ¿por qué explicar la fantasía mundana o el realismo mágico? Aunque fueran simplemente un atractivo añadido no veo problema mientras la magia y la fantasía no sean un pegote fuente de deus ex machina, sino que el mundo esté bien construido y resulte coherente en sí mismo. A fin de cuentas crear un mundo nuevo es un poco crear lo que a ti te gustaría que fuera el mundo o lo que quieres ver en una historia, tanto para tu disfrute como de otras personas.

    Yo es que soy de la opinión de que intentar explicar lo fantástico y mágico se carga el encanto del asunto. Más o menos como en las funciones de magia: sabes que todo tiene truco, pero la gracia está en que no sabes el truco y por eso te fascina, si te lo explicaran ya no sería lo mismo.

    Le gusta a 1 persona

    • GuilleJiCan 26 mayo, 2016 / 8:24 pm

      Creo que la metáfora de las funciones no es exactamente a lo que me refiero yo. En ambos casos, la única razón por la que aparece la magia en el texto (que es muy distinto de “la razón por la que el autor introdujo este elemento fantástico”) es porque sí, para hacer un efecto y ya está. En el realismo mágico hay que aceptar las cosas porque sí, como si fuese un sueño, sin cuestionarse nada; mientras que en la fantasía mundana la gracia es que no hay mucha coherencia detrás, está un poco todo como para hacer bonito y quedar chulo.
      Aunque hay un gran debate respecto a explicar lo fantástico y lo mágico, el mismo debate que se tiene entre la soft fantasy y la hard fantasy. Una parte de la maravilla de la fantástica viene de la fantasía inexplicable, lo imposible. Por otra parte, lo que a mí me gusta de la fantasía es el “qué pasaría si”, la especulación, algo más típico de la ciencia ficción.
      Volvamos a la metáfora de la magia por un instante. Sería la diferencia entre un truco de magia sencillo y un truco de magia complicado. Todos los trucos maravillan, pero una vez descubres la explicación, los trucos complejos maravillan aún más que antes. Porque detrás del efecto imposible hay un despliegue de habilidad tremendo.
      No sé si me he explicado bien, en cualquier caso muchas gracias por tu comentario ^^

      Me gusta

  2. Oliver Mulet 26 mayo, 2016 / 6:28 pm

    Tengo la sensación de que cada vez hay más etiquetas y más subgéneros, no sé si por el esnobismo de no caer en el saco de la fantasía a secas o por aquello de “divide y vencerás”. Fantasía épica, urbana, grimdark… Para mí todo es más o menos lo mismo, sólo cambia un poco el tono o la ambientación.

    Le gusta a 1 persona

    • GuilleJiCan 26 mayo, 2016 / 8:13 pm

      Bueno, es lo que sucede cuando divergen los enfoques. Yo pienso que la categorización es muy necesaria siempre que realmente esté hecha alrededor de una serie de características de ese “género”. Justo por eso me parece que la xenoficción no debería considerarse un subgénero.

      Me gusta

  3. Javier Pavía 27 mayo, 2016 / 9:41 am

    Muy interesante, sobre todo tu reflexión sobre el realismo mágico. Efectivamente, es un género esnob, es la versión pija y cara de la fantasía. Yo lo veo así: en el realismo mágico puedes quitar la parte fantástica y la historia es la misma. No puedes escribir El señor de los anillos sin un anillo único, pero a 100 años de soledad le puedes quitar la magia y sería una historia familiar en una aldea americana…
    Una cosa de la que un día haré un post es que la primera obra literaria que tenemos (el Gilgamesh) es precisamente de fantasía. Mezclada con religión, sí, pero tiene todos los ingredientes de una novela fantástica. ¡Lo raro es escribir novela realista! xD

    Le gusta a 1 persona

    • GuilleJiCan 27 mayo, 2016 / 10:56 am

      ¿La epopeya de Gilgamesh es la primera? Mira que a mí me suena que el Ramayana es anterior… Y el Tao-Te-King también. No sé, tendría que revisar mis apuntes de literatura universal.

      Me gusta

  4. Clara Tiscar 1 junio, 2016 / 12:28 pm

    No estoy nada puesta en temas de fantasía. ¿En qué subgénero encaja el libro del dios asesinado en el servicio de caballeros?

    Le gusta a 1 persona

    • GuilleJiCan 1 junio, 2016 / 10:32 pm

      Como menciono en la entrada de mañana, sería fantástica cómica “urbana/paranormal” noir. Un pisto de géneros, vamos.

      Le gusta a 1 persona

  5. Óscar Iborra 9 julio, 2016 / 12:21 am

    Estoy descubriendo tu blog, leyendo por aquí y por allí lo que más me llama la atención. Como escritor de fantástica (en progreso, aún sin publicar) me gusta leer cosas como esta y otras relacionadas que voy viendo en tu blog. En esta entrada, me ha encantado leer lo que dices sobre el realismo mágico. Pienso igual que tú, y suscribo esa frase de “prefiero meter realidad en el mundo mágico”.
    Pues eso, que enhorabuena por el blog y que voy a seguir husmeando. Por ejemplo la entrada que habla sobre si los géneros son invenciones de la librerías. Me gusta escribir sobre fantasía (al estilo Sanderson), sobre fantástica (tipo Clive Barker), misterio (Agatha Christie) y otros géneros más siguiendo autores que me han inspirado: Poe, Wilkie Collins…
    (Nota: cuando digo “al estilo Sanderson” o cito a Barker, que no parezca que me estoy comparando 🙂 Es sólo que son inspiraciones muy importantes para mí)

    Ah, y soy psicólogo; me gusta ver que hay entradas sobre psicología también.

    Un saludo,
    Óscar

    Le gusta a 1 persona

    • GuilleJiCan 11 julio, 2016 / 11:16 pm

      Encantado de conocerte, Óscar, parece que por tu perfil te va a encantar este blog casi al completo (aún tienes que ver las entradas sobre narrativa de anime y videojuegos xD), así que espero no decepcionarte con futuras entradas. Te recomiendo que te apuntes a la lista de correo, estoy seguro de que el contenido exclusivo que habrá te encantará.

      Me gusta

  6. Noa Velasco 10 agosto, 2016 / 1:56 pm

    Yo también había oído que Viaje al Oeste era como un equivalente oriental del Quijote. Lo empecé a leer dos veces, lo dejé justo a la mitad (que con más de mil páginas leídas ya te haces una idea) y de verdad creo que quien hizo la comparación, o no se leyó Viaje al Oeste o no se leyó el Quijote.
    Es perfecto como guion para una serie (aunque me quedo con Dragon Ball) porque en el fondo son capítulos con estructuras muy similares, con situaciones repetitivas, en un viaje de un montón de años que es el hilo conductor. Es machacón y repetitivo hasta la saciedad, pero tiene mucho más que una lucha entre el bien y el mal. Cada personaje es mezquino, débil o egoísta a su manera. Lo que sucede es que los monstruos que aparecen en su camino intentan comerse siempre al monje Tripitaka para obtener la inmortalidad y claro… Uno tiende a pensar que el monstruo es malvado. Pero de verdad que estaba deseando que alguno se lo comiera de una santa vez. Supongo que tendría que haberme leído las otras mil y pico páginas para averiguarlo, pero no podía más.

    De todas formas creo que existen tantos subgéneros porque a la gente le gustan cosas muy diversas, pero en general les gusta añadir un toque fantástico a sus platos. Para muchos de nosotros, imagino que la mayoría, leer es una forma de entretenimiento y evasión en la que buscamos una ruta alternativa a nuestra realidad, a lo cotidiano. La fantasía es la sal que realza el sabor de las historias de cualquier género.

    Le gusta a 1 persona

    • GuilleJiCan 10 agosto, 2016 / 8:23 pm

      Ten en cuenta que se escribió hace casi seiscientos años. Era como una serie televisiva en un único tomo.

      Me gusta

      • Noa Velasco 11 agosto, 2016 / 2:24 pm

        Totalmente. Pero la comparación con el Quijote me imagino que empieza y acaba en su importancia para la cultura oriental.

        Me gusta

      • GuilleJiCan 11 agosto, 2016 / 5:48 pm

        Es la primera gran novela de su cultura, un salto de nivel brutal respecto a los anteriores, y subvierte la corriente literaria hasta el momento. Además de la larga sombra que ha proyectado en los que le han seguido. Si no me equivoco, es por eso.

        Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s